Undécima etapa. Santiago.

Y por fin Santiago. Ayer llegué a la ciudad del apóstol y puse fin a mi camino de Santiago. Las últimas pedaladas las iba dando sintiendo una extraña mezcla de alegría y melancolía. Todo se acaba. Por mí habría seguido mucho más, pero por desgracia hay que volver a la realidad. Afortunadamente creo que me he llenado de la magia del Camino, vengo a tope de energía espiritual. Hay quien dice que lo importante no es llegar a tu destino, sino saber disfrutar del camino, y yo creo que lo he logrado. Otros dicen que el Camino realmente empieza cuando vuelves a tu vida cotidiana y la afrontas con energías renovadas. Ha sido una experiencia inolvidable que guardaré como un tesoro en mi baúl de los buenos momentos.

Anuncios
Entrada anterior
Entrada siguiente
Deja un comentario

1 comentario

  1. luis

     /  22 septiembre 2012

    puedes estar seguro que también llega parte de tu buena experiencia a otros

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: